• Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Educación: Adolescentes y Desobediencia

¿Qué podemos hacer para conseguir que nuestr@s adolescentes se comporten adecuadamente?

Los adolescentes, a menudo, adoptan actitudes inmaduras y exhibicionistas para llamar la atención de sus profesores, compañeros, padres… Su personalidad –en constante busca de identidad- les hace difícil aceptar la autoridad y la obediencia. Los adultos debemos replantearnos la forma de ejercer la autoridad, adecuándonos al perfil psicológico –en pleno proceso de cambio evolutivo- de nuestros adolescentes.

Evidentemente, no debemos temer el ejercer la autoridad y exigir el cumplimiento de unas normas; el adolescente necesita normas. Éstas le proporcionan seguridad.

Los adultos debemos cambiar nuestra forma de mandar. Mandar sin imperar. Muchas veces a los adolescentes les rebela más cómo les decimos las cosas que el contenido de las mismas. Si les exigimos con confianza y buenos modos, responderán mejor.

Evitaremos actitudes autoritarias y proteccionistas. Tenemos que contar con su opinión. A estas edades valoran mucho el que les tengas en cuenta, el que escuches sus argumentos antes de decidir. Combinemos autoridad con amistad, para que confíen en nosotros.

Para facilitar la obediencia, resulta esencial que el/la adolescente sepa lo que esperas de él o de ella. Por último, es preferible no reñirle en presencia de sus compañeros, amigos, incluso hermanos ni otros adultos. Es más eficaz. Si les escuchamos, si les hablamos con exigencia y respeto a solas, habremos puesto todo de nuestra parte. No es poco.


Fuente original: Adolescentes y Desobediencia, Centro Psicológico del Aprendizaje