Qué es una pasarela de pago y cómo funciona en una Tienda Online eCommerce
Qué es una pasarela de pago
Imprimir

¿Qué es una pasarela de pago y cómo funciona en una tienda online?

Si ejecutas un sitio de comercio electrónico -eCommerce-, entonces necesitarás una pasarela de pago, no hay forma de evitarlo. Si eres un novato en el mundo de los pagos, esto puede parecer extremadamente complicado y fuera de tu alcance, pero la realidad es que las pasarelas de pago no son tan complejas como puedas creer inicialmente.

¿Qué es una pasarela de pago?

Para entendernos, una pasarela de pago es un servicio que envía las transacciones de nuestra tarjeta de crédito para que pueda ser procesada. Del mismo modo, envía un mensaje del procesador de nuestra tarjeta de crédito que da permiso para realizar una transacción autorizada. A otro nivel, existen pasarelas de pago que agregan impuestos de forma automática y detectan fraudes.

Se trata, por tanto, de una aplicación de software. Básicamente enlaza un sitio web eCommerce -Tienda Online- con el banco que autoriza -o rechaza- el pago con tarjeta de crédito de un cliente determinado. Las tarjetas de crédito y débito eCheck -ACH- e incluso las criptomonedas como bitcoin se procesan a través de pasarelas de pago.

Resumiendo, una pasarela de pago es el paso final en el proceso de venta de un sitio eCommerce. Sin ella, no podrás cobrar de forma segura a tus clientes cuando compren artículos en tu portal.

¿Cuál es la función de una pasarela de pago? 

Los servicios asociados a una pasarela de pago son necesarios para procesar cualquier pago con tarjeta de crédito si se compra online. Es exactamente el mismo proceso que hace una TPV -Terminal Punto de Venta- cuando pagas un desayuno en un restaurante.

La función, como hemos dicho antes, es autorizar las transacciones entre tú y tus clientes. Sin una pasarela de pago no puedes tener una tienda online, así de sencillo.

¿Necesito una pasarela de pago?

Si ejecutas un sitio estrictamente de comercio electrónico, lo que conlleva que necesitas procesar pagos en línea, la respuesta es un rotundo . No existe otra forma de aceptar tarjetas de crédito a través de internet sin una pasarela de pago.

Ten en cuenta que, dado que las transacciones se procesan a través de este método, nos encontramos con un escenario llamado «tarjeta no presente». Esto significa que el comerciante simplemente confía en la información que le da el cliente, en ningún momento ve dicha tarjeta. Durante este tipo de venta de «tarjeta no presente», no hay forma de ejecutar los datos de la banda magnética. El resultado es que existe la posibilidad de fraude. Al final, es más que probable que se te cobre una tasa más alta que con las tarjetas físicas y perfectamente visibles.

¿Cómo funcionan las pasarelas de pago?

Como cliente, las pasarelas de pago parecen simples y sencillas. Visitas un sitio de comercio electrónico, seleccionas los artículos que deseas, los agregas a tu carrito y finalizas la compra. A continuación, ingresas tu información de pago y confirmas el pedido. Detrás de todos estos pasos, sin embargo, el asunto es algo más complejo.

El proceso de la puerta de enlace sigue estos seis pasos:

Configurar una pasarela de pago

Primero hay que negociar con los bancos, que es lo mismo que si te pones a tratar en el demonio. Querrán hasta los empastes de tus dientes si fuera necesario, pero es lo que hay con los bancos españoles, muy razonables y empáticos como nadie.

Una vez que hayamos terminado de negociar con ellos, nos enviarán un correo con las instrucciones para configurar nuestra TPV virtual. A partir de ahí, hay que seguir los siguientes pasos:

Cómo elegir la pasarela de pago adecuada para nuestra tienda online

Al seleccionar nuestra pasarela pago, existen dos opciones: Alojado o Integrado.

Las alojadas, como PayPal, redirigen a nuestros clientes con el fin de procesar la transacción. La ventaja de esta puerta de enlace es que el responsable de todo el cumplimiento legal y la seguridad de los datos corre a cuenta de PayPal. La desventaja es que podría dañar las tasas de conversión, por abandono de los clientes, ya que no acaban de fiarse de este procedimiento. Sin embargo, si estás comenzando, quizá sea la mejor opción.

Las puertas de enlace integradas permiten conectar nuestro sitio de comercio electrónico a través de la API proporcionada por la entidad bancaria. Esto significa que los clients se redirigen a otro sitio, por lo que no está perjudicando nuestras conversiones. Como desventaja, eres responsable de la seguridad de los datos de tus clientes. Hay que estar familiarizado con la programación básica para configurar este tipo de puertas de enlace. Quizá tengas que contratar a un programador. 

,