Museos de Elche

Conoce los Museos de Elche
12 Abr

Museo de la Virgen de la Asunción (MUVAPE)

El Museo de la Virgen de la Asunción -MUVAPE-, nos cuenta, a través de esculturas, pinturas, orfebrería y una rica colección de textiles, la historia de la imagen de la Patrona de la ciudad, la Virgen de la Asunción. La devoción hacia la Asunción fue auspiciada en nuestra tierra por Jaime I el Conquistador y la tradición ilicitana cuenta que el 29 de diciembre de 1370 llegó a una de las playas de Elche un arca en cuyo interior se encontró la imagen de la Virgen y la consueta de su Misterio. Esta devoción de los ilicitanos ha dado lugar a lo largo de los siglos a numerosas donaciones: mantos y vestiduras, coronas y joyas, muebles e inmuebles, etcétera, forman el amplio patrimonio de la Virgen de Elche que ahora es posible conocer a través de este Museo.

Su celebración principal es la «Festa» o Misteri d´Elx, que tiene lugar cada mes de agosto. Gracias a un privilegio del Papa Urbano VIII (1632) se sigue representando en el interior de la Basílica una obra de origen medieval, que nos muestra los últimos días de la vida de María, su muerte, Asunción y Coronación. El objetivo central del Museo de la Virgen está dedicada a la Dormición de María y recrea el gran lecho de ébano y plata del siglo XVII, increíble muestra de orfebrería portuguesa, en el que se recuesta la imagen de la Patrona entre el 15 y el 22 de agosto.

Entre las piezas más significativas destacan los mantos azul y morado, traídos desde Roma en 1795, lo mismo que el manto de “las conchas”, diseñado por Pedro Ibarra en 1917, el terno del Obispo José Tormo (1784), así como la corona imperial y un copón, ambos del orfebre Fernando Madrid (s. XVIII). La cabecera de la camilla procesional de la Virgen, una arqueta-ostensorio de plata dorada y el testamento de Isabel Caro con la referencia más antigua al Misteri, las tres piezas del siglo XVI, constituyen los objetos más antiguos del Museo.

Historia

Los primeros años de la vida de la Virgen y su relación con su hijo Jesús se narran con tallas como la de San Joaquín y la Virgen niña, del siglo XVIII, la Virgen del Rosario del XVII, una Sagrada Familia, atribuida al escultor Roque López, que fue discípulo de Salzillo, o un crucifijo de marfil del siglo XVII.

Según la tradición cristiana, recogido en el drama asuncionista por los apóstoles, María vivió en Jerusalén sus últimos años. Allí murió asistida por los apóstoles, pero fue resucitada y subió al cielo en cuerpo y alma, donde fue conronada por la Santísima Trinidad como Reina de la Creación. Un relicario de la Virgen y los apóstoles, una pequeña Dormición de María y el estandarte de la Patrona, bordado en seda y plata, todos del siglo XVIII, ilustran este relato de la historia.

La devoción hacia la Virgen de la Asunción de María fue introducida en nuestras tierras por Jaime I el Conquistador. La tradición local cuenta que en 1370 llegó a una de las playas de Elche un arca en cuyo interior se encontról la imagen de la Virgen y la consueta del Misteri. Así lo vemos en dos óleos de finales del siglo XIX, que recogen esta tradición ilicitana; son obra del pintor de Elche Fernando Antón, que a su vez copian los que existían el camarín de la Virgen hasta 1936 y que habían sido pintados por Antonio de Villanueva en 1778.

La imagen encontrada fue entronizada en la ermita de San Sebastián, donde tuvo su sede la Cofradía encargada de potenciar y dar a conocer sus cultos. En 1648 se trasladó definitivamente a la Basílica de Santa María. Un relicario del mártir de San Sebastián, dos impresos del seiscientos relacionados con la Cofradía de la Asunción y el documento más antiguo que hace referencia al Misteri, el testamento sobre pergamino de Isabel Caro, que data de 1523, nos remontan a esta antigua época de la historia.

Entre 1673 y 1784 se levantó la actual Basílica en cuyo camarín central es venerada la figura de la Patrona. La devoción de los ilicitanos ha dado lugar, a lo largo de los siglos, a numerosas donaciones. Mantos y vestiduras, coronas y joyas, muebles e inmuebles forman el rico patrimonio de la Virgen de Elche. Por ejemplo, el manto azul para la fiesta de la Inmaculada Concepción y el morado para las rogativas, que fueron traídos desde Roma por el obispo Despuig y Dameto en 1795. O el manto «de las Conchas», diseñado por Pedro Ibarra en 1917 para la fiesta de la Venida. Incluimos también el bordado por las religiosas Clarisas de Elche en 1931. Del mismo modo se exponen diferentes condecoraciones datadas entre la primera mitad del siglo XIX y la segunda del XX, procedentes de diversas donaciones de nobles y militares, entre ellas las de Mariano Roca de Togores, marqués de Molins (1812-1889).


Dónde está el MUVAPE

Museo de la Virgen de la Asunción, Patrona de Elche (MUVAPE)
Insigne Basílica de Santa María de Elche
Acceso por la Puerta de la Comunión
Plaza de Santa Isabel, s/n - 03202-Elche (Alicante)
T: +34 965 45 56 61

Horarios

De martes a sábado: Mañanas: 10:00 - 13:30 horas. Tardes: 16:30 - 20:00 horas.

Domingos y Festivos: 10:30 a 13:30 horas.

Cerrado los domingos y festivos por la tarde, además del lunes.


Precios

El precio de la entrada es de 2 € para adultos y 1 € para niños -6 y 12 años-. Los ingresos se destinan a la restauración de piezas del patrimonio de la Virgen para su posterior exposición.

Museos de Elche

Visto 2257 veces Modificado por última vez en Lunes, 24 Junio 2019 12:03

Comparte y comenta