Blog

Artículos del Blog de ESM
01 Jul

Márketing Social Media y Márketing de Contenidos: Diferencias

Por 

El lenguaje de la calle nos juega muchas veces una pala pasada. Incluso los que se dedican a un negocio específico tienen dificultades para entender los cambios en la forma de llamar a las cosas. Esto ocurre con dos conceptos diferentes pero que muchos suelen confundir e interpretarlos como similares o incluso idénticos, me refiero al Márketing Social Media y Márketing de Contenidos. Veamos qué es cada uno y sus diferencias principales.

Márketing Social Media

Este término está en todas partes, sobre todo desde hace dos o tres años. La frase en concreto pretende esclarecer lo que sería, en términos más llanos, facilitar la comunicación en Internet entre las personas de un mismo entorno. Por ejemplo, Facebook, que comenzó hace diez años su andadura, para después seguirle en su aventura Linkedin, Twitter, Google+ y otros muchos que ofrecen nichos para distintas comunidades.

No tuvo que pasar mucho tiempo para que las empresas y negocios en general se vieran seducidas por la posibilidad de llegar a sus clientes por medio de estas plataformas sociales. Fue una lucha sin cuartel por posicionarse ante los potenciales clientes con un objetivo final: Vender, vender y después, vender. Para ello, las empresas se preocuparon de ofrecer todo tipo de facilidades para que los usuarios estuvieran vinculados a ellas o al menos intentar que se sintieran cómodos detrás de su marca. Al final se consiguió el objetivo y muchos usuarios, una gran mayoría, conversan con sus empresas favoritas a través de las Redes Sociales.

Hoy en día, las empresas utilizan las Redes Sociales con estrategias muy sutiles para llegar a los potenciales clientes. Esto ocurre porque cada Plataforma es distinta en su funcionamiento. Por ejemplo, Twitter solo dispone de 140 caracteres para resumir un mensaje que ha, no solo llegar, sino llamar la atención suficientemente de manera que el usuario que lo lee se sienta atraído y pinche para calmar su curiosidad.

Y estos canales, cada uno con su filosofía propia, han resultado ser un arma muy, muy poderosa para la comercialización de productos, incluso ya ha desbancado a la propia televisión y medios impresos tradicionales. No en vano, una Red Social como Facebook dispone de 1.300 millones de usuarios activos al mes. Una cifra realmente impresionante y sin parangón en otros medios.

Márketing de Contenidos

El Márketing de Contenidos es un término relativamente nuevo para una práctica muy antigua. Se refiere al aspecto editorial del Márketing. En otras épocas podía haber sido un catálogo, programa de radio, o una revista de un sector específico. La idea era -y es- informar, educar o entretener a la audiencia hasta llevarla a un estado en que se sintieran atraídos y con ello permitir que las empresas entren en escena para ofrecer un producto o servicio.

Pero llegó Internet y la lió. La comercialización de Contenidos dispone de muchas y variadas versiones. Por un lado están los Blogs, Libros Electrónicos -eBooks-, Vídeos y todo lo necesario para conseguir la confianza de los clientes, además de aumentar la Autoridad de la propia marca. En este escenario -Internet- no hay lugar para los medios tradicionales de márketing, así de claro.

Al ser las empresas dueñas de su propio Contenido pueden comercializar bajo sus propios términos y condiciones. Esto los guía hacia una relación con los clientes potenciales más eficaz, derivado de una mayor calidad a la hora de mostrar los productos y de la creación de un Márketing más personalizado. El cliente recibe el Contenido de la propia Web de la marca o bien una Aplicación para Móviles, lo que es recibido por este con entusiasmo y aumenta su confianza, redundando en mayores ventas. Es una maquinaria perfectamente engrasada.

Conclusiones

El Márketing de Contenidos es la más poderosa arma de comercialización en línea, apoyado siempre en el Márketing Social Media. El objetivo final es conseguir suscriptores a tu Contenido Original, sea cual sea el formato, ya que pueden llegar a convertirse en clientes potenciales. Este sería el punto de partida.

Sin embargo, muchas pequeñas empresas no tienen los medios económicos ni personales para abordar un gran proyecto de Márketing de Contenidos y para ello cuentan con otra arma poderosa y de fácil acceso: El Márketing Social Media. En este terreno pueden dar a conocer su marca y ampliar su cartera de clientes sin necesidad de hacer temblar sus recursos. Es una inmejorable manera de preparar el terreno para el abordaje de metas más altas en el Márketing Online.

Como todo lo relacionado con el Márketing e Internet, lleva su tiempo y hay que armarse de paciencia. Se requieren tácticas generales, cada una de ellas también necesita tácticas independientes sobre la base de los objetivos finales que previamente se han definido como una meta final. La ventaja de esto es que el Márketing Social Media o, para entendernos, el trabajo en las Redes Sociales se puede comenzar de inmediato, para después ir ampliando los objetivos en base a conseguir una estrategia de Márketing Integrado.

Visto 989 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.